LIBRO NUEVO, RECUERDA QUE EL 3% DE SU VENTA COLABORA CON LA FUNDACIÓN CULTIVA, LLEGARÁ A TU CASA ENTRE 1 Y 2 DÍAS HÁBILES. Leí El antropólogo inocente en Londres mientras cursaba la carrera de Arqueología. No recuerdo si formaba parte de la bibliografía del curso o si me lo recomendó algún amigo arqueólogo.Me pareció el libro más divertido que había leído nunca. Me lo sigue pareciendo.La arqueología y la antropología no son disciplinas muy alejadas: una se ocupa de culturas vivas y la otra de culturas desaparecidas, pero la metodología es parecida, y el trabajo de campo también.En El antropólogo inocente, Nigel Barley hace la crónica del primer año que pasó en Africa estudiando a los dowayos, una ignota tribu del Camerún. Sin ningún tipo de condescencia, con brillantez, alegría y un extraordinario sentido del humor (se ríe de sí mismo sin parar, para mí la señal definitiva de una gran inteligencia), Barley nos cuenta el día a día de un pueblo remoto; nos habla de sus personajes, con sus cos­tumbres, manías y creencias, hasta convertirlos en nuestros vecinos.El antropólogo inocente es un libro redondo, perfecto y único. Envidio un poco a todos los que todavía no lo han leído.Milena BusquetsIlustración: Miguel Brieva

Calificación del estado de los libros:

translation missing: es.general.search.loading